RED DE PORTALES
INDICADORES ECONÓMICOS
Dolar$2.065,82
CaféUS$2,28
UVR214,3040
DTF4,23%
PetroleoUS$82,71
Euro$2.638,67

La enfermera fallecida tras broma a Kate, criticó al hospital en el que trabajaba

Internacional

14/12/2012

Por: EFE

 

La enfermera que se suicidó tras sufrir una broma radiofónica que involucraba a la duquesa de Cambridge "criticó" al personal del hospital donde trabajaba en una de las tres notas que dejó, informa hoy el diario "The Guardian".

 

Jacintha Saldanha, de 46 años, apareció ahorcada tres días después de caer en la encerrona de dos presentadores australianos que gastaron una broma al hospital donde estaba ingresada Catalina por fuertes náuseas debidas a su embarazo.

La enfermera, casada y con dos hijos, atendió por teléfono a dos locutores de la emisora 2DayFM que se hicieron pasar por la reina Isabel II y el príncipe Carlos, y transfirió la llamada a otra compañera del hospital King Edward VII de la capital británica para que les informara sobre el estado de la duquesa.

Saldanha, que escribió tres notas antes de suicidarse, fue encontrada muerta por una compañera y un guardia de seguridad en una dependencia destinada a enfermeras el pasado día 7, según dio a conocer la investigación desarrollada por la Corte de Westminster.

"The Guardian" afirma en exclusiva que en una de las tres notas dejadas por la enfermera antes de suicidarse ésta critica al personal del hospital.

El rotativo también indica que la familia de la fallecida ha recibido copias de las tres cartas escritas a mano, dos de las cuales fueron halladas en el lugar donde la enfermera apareció muerta y una tercera entre sus pertenencias.

Según dos fuentes consultadas por el periódico, cuya identidad no revela, en una de las notas Saldanha alude a la llamada falsa realizada por la emisora australiana 2DayFM.

En otra de las cartas, la enfermera da instrucciones para la celebración de su funeral, y en una tercera habla de los directivos del hospital, del centro médico en sí y critica a personas que trabajan en él.

Scotland Yard investigará ahora las llamadas telefónicas y los correos electrónicos de Saldanha para tratar de arrojar luz sobre su muerte.

En la vista del jueves, el responsable de la investigación policial en el Reino Unido explicó a la juez forense, Fiona Wilcox, que se mantendrá contacto con las fuerzas de seguridad australianas para que recojan declaraciones de testigos que puedan ayudar a aclarar las circunstancias de la muerte de la enfermera.

El próximo sábado se celebrará en la Catedral de Westminster, en Londres, una ceremonia en memoria de la enfermera, cuya muerte provocó que los locutores de la emisora australiana 2Day FM que hicieron la broma se declararan "destrozados" por lo ocurrido.

Tras conocerse la muerte de Saldanha, el hospital afirmó que la enfermera no fue sancionada en su día, a la vez que portavoces de la familia real británica aclararon que ellos no presentaron ninguna queja al centro médico por haber divulgado información sobre el estado de Catalina.

"Todo lo contrario, ofrecimos nuestro total y más sincero apoyo a las enfermeras y al personal sanitario en todo momento", sostuvo el palacio de St James, residencia oficial de los duques.

La duquesa Catalina fue ingresada el pasado 3 de diciembre por fuertes náuseas y vómitos, lo que precipitó que la familia real británica hiciera público su embarazo.

La esposa del príncipe Guillermo dará a luz en 2013, en un mes todavía por determinar, a un niño o una niña que se convertirá en el tercero en la línea de sucesión al trono británico.