Cargando contenido

Familiares piden la renuncia de la docente implicada presuntamente en estos hechos.

Familiares y allegados de dos niñas afro protestan en las afueras de colegio de Bogotá
Familiares y allegados de dos niñas afro protestan en las afueras de colegio de Bogotá.
RCN Radio

El pasado 6 de mayo una niña de once años perteneciente a la comunidad afrodescendiente en Bogotá denunció que su familia fue víctima de racismo y discriminación étnica por parte de la coordinadora de la jornada de la mañana, del colegio Magdalena Ortega de Nariño, ubicado en la localidad de Engativá (Noroccidente).

Gloria Rico, mamá de la menor, aseguró que la profesora obligó a la menor a quitarse las trenzas a base de cabello sintético de varios colores, que utilizaba para ir a su escuela.

“La niña tiene un problema físico. Trajo una certificación médica donde constaba que necesitaba estar cubierta de una manera especial porque sale a las cuatro de la mañana a la ruta escolar", contó la mamá de la menor.

Agregó que, luego, la menor "se dirigió a la oficina para presentarle la excusa a la coordinadora y otra profesora aprovechó para decirle que la niña tenía una capota porque tenía unas extensiones 'monas'”. 

Lea además: ¿Sabía que por discriminación también se puede ir a la cárcel?

La madre de la menor asegura que “la coordinadora le dice que se las quite o si no, no le firma el documento para que ella tenga la autorización (...) Cuando la sacaron de la oficina de Coordinación ella tiene que dirigirse a la formación general y allí nuevamente la llamó” delante de todos sus compañeros de colegio.

En ese momento, según relata la mujer, la coordinadora obligó de nuevo a la niña a quitarse las trenzas. “Le ordenó a una niña que estaba en la fila, con micrófono en mano, que le quitara la capota y le expuso su cabello frente a todos los estudiantes”.

Sin embargo, señala Gloria Rico, que este tipo de hechos han ocurrido en reiteradas ocasiones, también con otra de sus hijas.  

“Otra profesora le dice a mi otra hija que tiene que esconderse sus trenzas (...) La profesora la increpó para que se le colocara una nota baja ya que estaba en contra del Manual de Convivencia que ella tenga trenzas de color. La niña tiene todos los días que esconderse las trenzas por temor o miedo a que la profesora se las jale o que la exponga ante los otros alumnos", dijo la mujer. 

Lea tambiénPersonería alerta sobre riesgo de contaminación en humedal Juan Amarillo

Ante estas denuncias, la rectora del colegio Magdalena Ortega de Nariño, Lilia Calderón, ofreció disculpas a los padres de la menor y a la comunidad afro, que protestó frente a las instalaciones del plantel para pedir la renuncia de la coordinadora.

“Lógicamente la niña se sintió agredida por eso. Les digo que nuestro colegio se preocupa porque esto no suceda, nosotros no tenemos en nuestro Manual de Convivencia sino solamente la atención permanente a todo tipo de diferencias" dijo la rectora Calderón. 

Sobre la docente implicada en estos hechos, la rectora aseguró que “ ya le pase un llamado de atención, hicimos reunión con docentes, hicimos sensibilización al tema”.

Por su parte Carlos Iván García, director de Inclusión e integración de Poblaciones de la Secretaría de Educación, manifestó que “tuvimos conocimiento del presunto caso de discriminación racial y de inmediato activamos la ruta atención a presuntos casos de racismo en la cual implica un trabajo de acompañamiento pedagógico a los docentes y estudiantes".

Agregó que "queremos dejar un mensaje claro que tenemos un compromiso y rechazamos la presencia de cualquier acto de racismo o discriminación racial. Con el colegio ya hemos acordado reavivar la cátedra de estudios afrocolombianos”.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido