Cargando contenido

Una de las mujeres víctimas de las agresiones de los uniformados recibió 15 días de incapacidad.

 vendedores ambulantes
Radio Uno

Ante la Fiscalía fue radicada una denuncia contra los nueve uniformados que agredieron a varias mujeres en medio de un operativo de recuperación del espacio público contra un vendedor ambulante en la Plaza de San Victorino en el centro de Bogotá, el pasado jueves.

La denuncia fue instaurada por parte del abogado defensor de derechos humanos, David Flórez, representante de las mujeres y el vendedor ambulante, que fueron objeto de abuso de autoridad por parte de los uniformados.

En la denuncia se pide judicializar a los policías que participaron del operativo por la supuesta comisión en los delitos de hostigamiento, abuso de autoridad por acto arbitrario injusto, lesiones personales y actos de discriminación.

Lea también: Fotógrafo denunció abuso de autoridad por parte de un policía en Bogotá

Es un acto bochornoso que quedó consignado en un video que se hizo viral en las redes sociales en el cual efectivos de la Policía agreden a mujeres y hombres que que simplemente están ejerciendo su derecho al trabajo y otras rechazando la manera en que se desarrollaba el operativo”, dijo el abogado Florez.

El jurista señaló que existen los correspondientes elementos probatorios que evidencian los actos irregulares cometidos por los miembros de la Policía Metropolitana de Bogotá, quienes incluso le propinaron dos puños en la cara a una de las mujeres que cuestionó el operativo.

Agregó que una de las mujeres que resultó lesionada por estas agresiones de la Fuerza Pública recibió constancia del Instituto de Medicina Legal de 15 días de incapacidad, luego de que se le practicará una valoración médico legal.

La ciudadanía requiere contar con una Policía que respete los derechos humanos, el derecho al trabajo, que no agreda a las mujeres; evidentemente este tipo de actos deben parar en la ciudad”, señaló el abogado Florez y enfatizó que tres de los uniformados señalados de presuntamente cometer las agresiones ya están plenamente identificados.

Por su parte, la Policía Metropolitana de Bogotá lamentó los hechos registrados durante el operativo de recuperación del espacio publico y señaló que la "agresión contra una ciudadana no está ajustada a los protocolos policiales".

La institución agregó que ya se abrió una investigación disciplinaria preliminar contra los dos uniformados señalados de agredir al grupo de vendedores.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido