Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Denuncian a profesora de una institución en Bogotá por gritar y golpear a sus alumnos

Las madres de una institución educativa en la localidad de Kennedy, en Bogotá, decidieron unirse para comprobar si era cierto lo que sus propios hijos de entre 6 y 7 años les contaban frente a supuestas agresiones de una profesora. Producto de esta averiguación quedó un video en el que se observa cómo la docente les pega y grita a los niños.

Foto referencial Ingimage



Por Javier Jules

Las madres de una institución educativa en la localidad de Kennedy, en Bogotá, decidieron unirse para comprobar si era cierto lo que sus propios hijos de entre 6 y 7 años les contaban frente a supuestas agresiones de una profesora. Producto de esta averiguación quedó un video en el que se observa cómo la docente les pega y grita a los niños.


https://youtu.be/gaKQVf3-ems

Para que acudieran a clase en la institución educativa Pablo VI, ubicada en el sur occidente de Bogotá, los niños cada vez ponían más resistencia, así lo notó en su momento una de las madres de familia.


“Los niños por lo menos no querían ir a estudiar al colegio, sentían mucho temor y en las mañanas lloraban porque no querían ir a ver a la profesora”, destacó la mujer, quien prefirió no revelar su nombre. Sin embargo, aseguró que de su hijo escuchaba versiones preocupantes sobre lo que ocurría en el salón de clase.


“Les pegaba, los ponía detrás de una puerta, que no recibían clase y aún así les decía que eran brutos, los niños estaban muy atemorizados de ella”, añadió la mujer.


Los casos se repetían y los niños del curso primero, pequeños que no superan los 7 años, llegaban a sus casas y en medio del temor decidían contar lo que les había ocurrido.


“Llegó a la casa después de clase y me dijo: “mami mire lo que me hizo la profesora”, y llegó rasguñada en el brazo derecho y en ese momento le pregunté: ¿algo más?, y me dijo que sí, que hace un tiempo atrás la maltrataba, le decía cosas feas como bruta, que no sabía nada”, recordó otra de las madres de familia.


Con los relatos en los que coincidían los alumnos, las madres decidieron buscar la forma de evidenciar lo que estaba ocurriendo y aprovechando que en la institución están realizando varias obras, encontraron un lugar desde donde pudieron observar cómo era el comportamiento de la profesora.


Indignadas porque según señalaron se dieron cuenta de un aparente maltrato, decidieron dejar constancia de lo que estaban observando para hacer una denuncia formal.


“Tuve acceso al salón y me di cuenta la manera como la profesora agrede a los niños, no solamente verbal sino físicamente y decidí grabar pues porque hay que hacer algo y esta situación no se puede presentar con otros niños”, indicó la madre de familia.


En el video, obtenido por RCN Radio, se observa en varias ocasiones a la profesora, identificada como Pilar Garavito, pegándoles a sus alumnos en la cabeza, alzando la voz, lanzándoles los cuadernos y otra serie de gestos que obtienen como respuesta un visible nerviosismo de los alumnos.



La respuesta del colegio


José Demetrio Espinoza, rector de la Institución Educativa Pablo VI, señaló que una vez se conocieron los hechos a partir de la denuncia de las madres y padres de familia se activaron los protocolos de protección hacia los derechos de los niños y la profesora fue apartada del curso en el que estaba.


“Estamos hablando de niños de 6 y 7 añitos, entonces independientemente de lo que arroje cualquier investigación, lo primero que se hizo fue buscar la protección de los niños y se les informó que inmediatamente se asignó un nuevo docente al grupo y ya la docente no está con ese grupo”, indicó el rector.


La profesora Pilar Garavito, protagonista de la denuncia que establecieron las madres y padres de familia de la institución, sigue laborando en el colegio mientras se adelanta una investigación para establecer la responsabilidad de sus acciones con los menores.


“Sabemos que todo eso va muy lento porque hay que seguir una serie de protocolos y pasos que si los obviamos se viola el debido proceso y se daña toda la investigación”, agregó José Demetrio Espinoza.



Dos meses puede durar la investigación


Karina Ricaurte, subsecretaria de Gestión Institucional de la Secretaria Distrital de Educación, destacó la importancia de la denuncia teniendo en cuenta la necesidad de proteger a los niños de la institución.

“Cualquier persona que tenga información sobre una presunta agresión tiene la responsabilidad la obligación de reportar el caso”, indicó la funcionaria.

Ricaurte señaló que la investigación se cumple a partir de los elementos con los que se cuenta incluido el video que fue grabado en las instalaciones del colegio para establecer las responsabilidades de los implicados en la denuncia.

“Tiene que ver con los procesos de control disciplinario y es muy importante que se tome el tiempo en que se revise el caso, se chequeen las pruebas allegadas al caso y se haga la investigación pertinente… esto puede ser un tiempo de uno o dos meses más o menos”, puntualizó la subsecretaria.