Cargando contenido

Argumenta que no es el único adulto que se ha enamorado de una menor de edad. 

Sacerdote
Sacerdote
Ingimage

Una mujer reveló que fue violada a los 10 años por un cura de 50 años de edad, llamado Nelson William Montes Lizarazo, de la arquidiócesis de Bogotá. Ante el escándalo, el padre se justificó asegurando que no es la primera vez que un adulto se enamora de un menor de edad e indicó que el amor no tiene edad.

La joven, que no quiso revelar su nombre, dice que recuerda al cura como un hombre de un enorme carisma, muy hábil en el manejo de la palabra y la persuasión. Sobre el año 1999, un tiempo después de conocerlo, él a tocó en sus partes íntimas durante dos oportunidades, según el testimonio que ella dio en Caracol Radio.

Además, dice que cinco años después de esa negativa experiencia, Montes Lizarazo la violó en el barrio Patio Bonito de Bogotá, diciéndole, mientras le tapaba la boca, que ese acto le agradaba a Dios.

Lea también: Habló el 'Lázaro de Suba' tras sobrevivir a puñalada que le pegaron en el cuello

Todo parece indicar que en ese encuentro ella quedó embarazada y aunque el sacerdote reconoció al niño en primera instancia, habría desaparecido unos meses después.

Muchos años más tarde la mujer demandó a Montes Lizarazo por haber abandonado a su hijo. Por esta razón la arquidiócesis de Bogotá empezó una investigación formal contra el sacerdote.

La réplica

Nelson William Montes Lizarazo aseguró en una entrevista con esa misma cadena que esa relación fue consentida por la menor de edad. Además, dice que la familia de ella la aprobaba.

Lea también: Conforman grupo élite de Policía para atender protestas en donde hayan mujeres

Por otro lado, se justificó de las acusaciones diciendo que inclusive en el matrimonio católico una niña puede casarse con un hombre si tiene la autorización previa de sus padres.

Asimismo, desmintió de manera enfática las declaraciones de la mujer, pues, según él, en esos años todo fluyó para que ellos tuvieran una relación que él no premeditó. Por último, dijo que los padres de la niña debieron enseñarle valores para que ella supiera que meterse con un sacerdote era una equivocación.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido