Cargando contenido

Los niveles de contaminación auditiva en la ciudad están muy por encima de la regulación nacional.

Control del ruido ambiental
Contaminación Auditiva .
Imagen de uso libre

Los últimos días el tema que más preocupación ha causado en las autoridades de Bogotá es la contaminación del aire, situación que puso a toda la ciudad en alerta amarilla, mientras que el suroccidente permanece en alerta naranja.

Sin embargo, la administración distrital, así como expertos de diferentes universidades y centros de investigación de la capital, están poniendo su mirada en otro problema que también podría traer grandes problemas a la salud de los bogotanos: la contaminación auditiva.

De acuerdo con la Secretaría de Ambiente, en promedio los niveles de ruido en la ciudad están entre los 70 y 80 decibeles (db), cifra alcanzada incluso en zonas residenciales del sur y occidente de la ciudad.

Lea también: Distrito asegura que las motos son las que más contaminan

Se trata de un número superior a lo establecido por la Resolución 0627 de 2006, la cual reglamenta los niveles auditivos recomendados en todo el territorio nacional. Según esta norma, las zonas residenciales así como los alrededores a colegios, universidades y parques deben registrar máximo 65 db en el día y 55 db en la noche.

La resolución también establece que los únicos sitios en que puede haber entre 75 db y 80 db son parques de atracciones mecánicas y en escenarios donde haya espectáculos y conciertos. Por eso causa preocupación que en varios puntos de la ciudad el ruido llegue a estos niveles.

Para la Secretaría de Ambiente, el 80% del esta contaminación auditiva es producida por los vehículos. Esto a pesar de que la encuesta Bogotá cómo vamos mostró que si bien los bogotanos se quejan por el ruido, no suelen asociar este problema con el tráfico sino con discotecas o el despegue y aterrizaje de los aviones en el aeropuerto.

Esto quiere decir que los capitalinos se están acostumbrando a los altos niveles de ruido producido por carros, camiones y buses, en especial en importantes corredores como la Avenida Caracas, la Calle 13 o la intersección de la Autopista Sur con Avenida Boyacá. Lo mismo sucede en las zonas montañosas como las localidades de San Cristóbal, Usme y Ciudad Bolívar. En estos lugares los niveles superan los 70 db.

Lea también: Alcaldía asegura que la calidad del aire en Bogotá está mejorando

Esto no deja de generar alarma. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) el ruido del tráfico es el segundo factor en el medio ambiente más perjudicial para la salud, solo detrás de la contaminación atmosférica.

La misma organización recomienda que el ruido en las ciudades no supere 55 db en el día y los 40 db en la noche, es decir, muy por debajo de lo permitido por la regulación nacional.

Además de causar problemas en la audición, estudios recientes asocian este tipo de contaminación con trastornos del sueño, diabetes, obesidad, problemas cognitivos y enfermedades cardiovasculares (cardiopatía isquémica).

Lea además: Multaron a 130 'conductores irresponsables' por no acatar las normas en el pico y placa ambiental

Medidas para controlar el ruido en Bogotá

En los últimos días la administración distrital anunció la creación de una Red de Monitoreo de Ruido como parte del Centro de Información y Modelamiento Ambiental de Bogotá (CIMAB), en el que se busca reunir toda la información respecto a temas ambientales en la ciudad.

Para ello se instalarán 37 estaciones de monitoreo en los puntos más críticos de la ciudad, ya sea porque presentan alta concentración de tráfico pesado o se trata de zonas destinadas a rumba y vida nocturna.

De esta manera se busca encontrar los puntos en los que haya mayores niveles de ruido y de esta forma tomar las medidas correspondientes, entre las cuales incluyen sanciones a establecimientos comerciales e industriales.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido