Estudiantes de la Universidad Libre. Foto: Colprensa



Un grupo de estudiantes de la Universidad Libre iniciaron en Bogotá un paro con el fin de exigirle a las directivas mejorar la calidad y las condiciones en la que estudian.

Según ellos, la matrícula que pagan debería garantizarles un correcto desarrollo y una formación ideal, pero en los últimos meses han determinado que no se ven avances en infraestructura y calidad docente.

Una de las prioridades que exigen a las directivas es mejorar la biblioteca como también, la contratación de profesores que tengan una formación excelente para dar razón a la alta calidad que ofrece la universidad.

Por otra parte, consideran que la matrícula se incrementó sin justa causa entre un 10% y 12%, una cifra para ellos injusta por las problemáticas que atraviesan.

Los estudiantes se encuentran reunidos con los directivos de la Universidad Libre exponiéndoles el pliego de peticiones para encontrar nuevos acuerdos.

Sin embargo, por el momento el paro continúa en la capital de la República.