Cargando contenido

Aseguran que cerca de 30 integrantes de su pueblo están contagiados en la localidad de Fontibón.

Una mujer indígena misak, en Silvia (Cauca)
Una mujer indígena del grupo étnico Misak, en Silvia (Cauca).
AFP

El Movimiento de Autoridades Indígenas del Sur Occidente (AISO) aseguró que 28 integrantes de su comunidad que están en Bogotá, fueron diagnosticados con la COVID-19 por lo que pidieron ayuda urgente al Gobierno Nacional y a la Alcaldía de la ciudad.

De acuerdo con un comunicado del pueblo Misak Silvia Cauca, tras la confirmación de los primeros casos de ese grupo indígena que está en la capital colombiana, esperan que sean cientos de contagios, debido a la presencia de alrededor de mil personas de esa comunidad.

Lea también: Distrito asegura haber atendido a unas 50 familias desalojadas de Altos de la Estancia

"Estimamos que en las comunidades AISO que están localizadas en contextos urbanos, particularmente en Cali y Bogotá, donde actualmente contamos con una población aproximada de 320 familias, 1.000 personas misak respectivamente, se esperarían más de 100 y 340 casos positivos para COVID 19", dijeron.

"Solo para casos en Bogotá, 47 serían severos y 16 críticos (UCI) si no se toman de manera inmediata medidas especiales integrales para la protección del pueblos misak", aseguró la autoridad que confirmó que en total se hizo la prueba de ese coronavirus a más de 30 personas.

De acuerdo con las autoridades indígenas, el contagio masivo se dio en la localidad de Fontibóny por esa razón decidieron declarar la alerta roja para la supervivencia de sus pueblos, sobretodo los que están en zonas urbanas y corren riesgos de contagio de ese tipo de coronavirus.

Indicaron que esos pobladores viven en "precarias condiciones de hacinamiento y pobreza, donde trabajan dignamente para sacar adelante a sus familias con grandes dificultades, que ahora tienen en riesgo su pervivencia, dada la mayor vulnerabilidad por fuera del territorio originario".

Lea acá: Mariachis de Bogotá vuelven a dar serenatas de balcón a cambio de ayudas

Finalmente, afirmaron que es necesario que se implemente un plan de acción que les garantice la salud y las condiciones dignas para pasar el confinamiento por cuenta de la COVID-19, que hasta ahora está definido hasta finales de mayo.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido