Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

ycalderon

La Personería de Bogotá alertó que la administración distrital no ha emitido sanciones en contra de más de mil jardines infantiles privados que están funcionando en la cuidad, incumpliendo varios requisitos de ley.

De acuerdo con el organismo, se detectó que varios de esos establecimientos donde se dejan a los mejores para el cuidado no tienen un plan de atención idóneo, existen fallas en la infraestructura y también en su operación.

Carmen Teresa Castañeda, Personera de Bogotá, manifestó que según el Acuerdo 138 de 2004 el Departamento Administrativo de Bienestar Social, hoy Secretaría de Integración Social, es la entidad encargada de expedir y revocar las licencias de funcionamiento y controlar la adecuada operación de los jardines infantiles de la capital, labor que no se está realizando.

“Si bien Integración Social visitó 855 jardines en 2017, encontrando irregularidades en varios de ellos. A la fecha no hay evidencia de revocatorias de la licencias de funcionamiento”, precisó Castañeda

La Personería de Bogotá señaló que recibió varias quejas sobre el funcionamiento de jardines infantiles privados en el Distrito Capital, razón por la cual ha encendido las alarmas en esta materia, convocando mesas de trabajo interinstitucionales y consultas con entidades del orden nacional para encontrar soluciones concretas.

También en el Ministerio Púbico Distrital evidenció que en la ciudad existen “salas de cuidadores” para niños y niñas, pero sobre las cuales no hay ninguna regulación legal.

¿Falta de reglamentación?

Desde marzo del presente año, la Personería viene solicitando a la Secretaría de Integración Social informes sobre su gestión en torno a la problemática, pero se ha limitado a manifestar que para poder tomar medidas falta una reglamentación en relación con estos establecimientos por parte del Ministerio de Educación, toda vez que la normatividad no es clara y existen vacíos legales.

Explica que, así revocara la licencia o el registro del jardín, no existe norma que les permita sellar el establecimiento, de manera que pueden seguir funcionando.

Al preguntar al Ministerio de Educación sobre el tema, informó que está tramitando el acto administrativo que reglamentará el seguimiento y control a los jardines infantiles privados.

Mientras tanto, el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) indicó que la competencia de la vigilancia y control de los jardines es de la Secretaria de Integración Social y que se encuentra estudiando una regulación para poner control a las “salas de cuidadores”.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.