Cargando contenido

Se espera que unas 300 personas que permanecen en cambuches sean trasladadas al nuevo centro de paso.

Centro de paso para migrantes venezolanos
Centro de paso para migrantes venezolanos.
RCN Radio

La secretaria de Integración Social de Bogotá, Cristina Vélez, presentó el nuevo campamento al que serán trasladados más de 300 ciudadanos venezolanos, quienes permanecen asentados en inmediaciones a la Terminal El Salitre de la ciudad. 

Los migrantes venezolanos, quienes están ubicados en el lugar desde hace unos cuatro meses desde que llegaron el país, abandonarían la próxima semana los cambuches en los que viven para ser ubicados en el campamento humanitario de paso, que está ubicado en la localidad de Engativá, en el Centro Hogar El Camino.

“Estas personas podrán estar aquí por tres meses más para su atención. Estamos trabajando de forma coordinada con instituciones como Acnur, la Cruz Roja, OIM y Migración Colombia. Todo esto para garantizar sus derechos”, señaló la secretaria Cristina Vélez.

Le puede interesar: Fuerte pelea entre colombianos y venezolanos en Transmilenio

Nuevo centro humanitario de paso para venezolanos

El traslado de los cerca de 300 migrantes venezolanos estaba previsto para este viernes, pero se frenó tras los fuertes disturbios que se presentaron en la víspera, en medio de la jornada de marchas de estudiantes universitarios.

“Teníamos planeado el operativo de traslado; sin embargo por las manifestaciones, no hubo fuerza disponible para realizar el traslado. Esperamos que se realice la próxima semana”, señaló.

Según la Secretaría de Integración Social, es necesario que un grupo de la Policía Nacional acompañe a quienes llegarán al nuevo campamento.

 

El nuevo campamento 

 

La operatividad de este campamento de paso está diseñada para atenderlos mientras evacúan el lugar, salen del país o se ubican laboralmente en Bogotá.

Cambuches que se armaron en la zona de El Salitre

“Con este campamento humanitario de paso, Bogotá se convierte en la primera ciudad del país en ser referente en este tipo de albergues, que buscan solidarizarse con la situación que viven actualmente miles de venezolanos por instrucciones precisas del alcalde Peñalosa”, recalcó Vélez. 

Le puede interesar: "No es verdad que haya una epidemia" en campamento venezolano en El Salitre

Al lugar se trasladarán 285 personas aproximadamente: 145, quienes se encuentran caracterizadas dentro del asentamiento, el cual está cerrado con vallas, y alrededor de 140 personas más, quienes están ubicadas en cercanías a la carrilera y el canal de aguas del sector aledaño al Terminal de Transporte del Salitre.

Para los adultos se le entregarán raciones de comida perecedera, mientras que los niños, niñas y adolescentes recibirán alimentación balanceada, según minuta nutritiva de la entidad. 

No se permitirán ni cocinas, ni fogatas, ni permanecer en los alrededores del sector para recibir ayudas directas de la comunidad.

Los migrantes venezolanos que esperaban ser trasladados al nuevo espacio en el que estarán, aseguraron que es necesario que el proceso no tarde tanto ya que muchos de ellos están enfermos y no tienen nada qué comer.

Diariamente ingresan a territorio nacional cientos de migrantes venezolanos que en algunos casos hacen tránsito hacia otros países, pero otros se quedan en Colombia.

Migración Colombia reveló hace algunos días, apoyado en datos de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y de la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur), que de los más de 2 millones 300 mil venezolanos que han abandonado ese país en los últimos años, cerca del 50% se encuentran radicados en Colombia: es decir, más de 1 millón 32 mil ciudadanos.

De acuerdo con Christian Krüger Sarmiento, director de Migración Colombia, entre enero y septiembre de 2018 más de un millón 52 venezolanos ingresaron a Colombia, mientras que un poco más 676 mil salieron a otros países, principalmente Ecuador, Perú, Chile, Estados Unidos y México.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido