Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Migrantes africanos
Migrantes africanos
Andrés Prieto

Tras la alerta generada por la presencia de niños, niñas y adolescentes de nacionalidad africana, descubiertas en uno de los baños del Aeropuerto El Dorado, la Personería de Bogotá hizo presencia en el área de tránsito de la terminal aérea donde se encuentran los viajeros con rumbo hacia El Salvador para revisar las condiciones de esta población.

De acuerdo con la Personería, se halló que en la sala A9 se ubican las personas inadmitidas determinando que en su mayoría son provenientes de África, entre niños, niñas y adultos solos. Por tal razón, el Ministerio Público hizo un llamado a las entidades del nivel nacional y local para prevenir afectaciones a sus derechos humanos.

“Se deben activar las rutas para la prevención y atención de posibles víctimas de trata de personas y de tráfico de migrantes. Para ello es importante articular con entidades como la Superintendencia de Transporte para que intervenga solicitándole a las aerolíneas”, dijo Michael Guerrero, delegado para la protección de derechos humanos de la entidad.

Lea también: Crisis migratoria: Países que no necesitan visa para entrar a Colombia

Asimismo, explicó que, “en territorio colombiano, que no acepten viajeros sin el pago del impuesto de tránsito que exige El Salvador. Lo anterior en procura de garantizar el libre acceso de la población en condiciones dignas. 

El Ministerio Público enfatizó que en sus labores de inspección y protección a los derechos humanos, se encontró personas de nacionalidad China, coreana y ghanesa y al menos 20 de ellos registran inconsistencias en su documentación.

Cabe recordar que continúa la crisis migratoria de ciudadanos africanos que llegan al aeropuerto El Dorado de Bogotá, para buscar una mejor vida en Estados Unidos, utilizando a Colombia como 'puente de salvación'.

Le puede interesar: Congestión en Portal Sur: Transmilenio reporta retrasos en la operación

Sin embargo, estos deben quedarse por varios días dentro del aeropuerto, durmiendo en camas improvisadas, utilizando sus maletas de viaje y buscando comida por alguna forma.

Ante esto, las personas tienen que vivir en condiciones sanitarias deplorables dentro de la sala de espera internacional, esperando llegar a El Salvador o ser deportados a sus países de origen.

En imágenes se ven como estos grupos organizaron sus maletas para esperar que los días transcurran, mientras que la inmensa mayoría se queda en la sala especial que migración dispuso para el grupo de 100 personas.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.