Cargando contenido

Las especies fueron recuperadas en la localidad de Usaquén, al norte de la capital.

Incautación de aves silvestres al norte de Bogotá
El tráfico de fauna silvestre es considerado un delito ambiental, que da penas privativas de la libertad de hasta 9 años.
Secretaría de Ambiente

En un operativo conjunto adelantado entre el Distrito y la Policía Ambiental fueron rescatadas 19 aves silvestres que estaban en cautiverio.

El operativo se llevó a cabo después de recibir información de la comunidad, la cual alertó sobre la tenencia de estas aves en la localidad de Usaquén, en el norte de Bogotá. 

Los tres tulipanes, 3 copetones, 7 canarios costeños, 2 pericos, 1 mochuelo, 1 dominicano, 1 meriño y 1 chamón. estarían listos para ser comercializadas como animales domésticos en el mercado negro.

La mujer que tenía en su poder a las aves silvestres fue capturada y puesta bajo disposición de las autoridades judiciales.

El secretario de Ambiente, Francisco Cruz, afirmó que "a raíz de la incautación se le hace un llamado a los bogotanos, sobre todo a los padres de familia a que no compren animales silvestres. Estas especies deben estar en su habitad, más no en los patios de las casas de los bogotanos".

"Todas las buenas prácticas contribuyen a tener un equilibrio ecosistémico y un habitad mejor", añadió el funcionario.

Con este ya son cuatro los casos registrados de comercialización ilegal de animales silvestres en Cundinamarca en lo corrido del año.

Cabe destacar que el tráfico de fauna silvestre es considerado un delito ambiental, que da penas privativas de la libertad de hasta nueve años de cárcel y multas que pueden llegar hasta los 3.600 millones de pesos.

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido