Cargando contenido

El documento recoge detalles del asesinato de líderes sindicales en el sur del Cesar.

Universidad de Los Andes
Universidad de Los Andes
Foto: Colprensa

La Universidad de Los Andes presentó el informe “Y a la vida por fin daremos todo”, el cual fue rechazado por el Centro de Memoria Histórico (CNMH), según denuncias conocidas este martes.

El informe relata las memorias de la violencia sufrida por las organizaciones sindicales en el sector de la palma de aceite, en el sur del departamento del Cesar, donde se reveló que entre 1971 y 2018 fueron asesinados 95  líderes sindicales.

Lea también: Cuarenta líderes y liderezas además de docentes están amenazados en Santander

La revelación la hizo el ex negociador de paz, José Noé Ríos, a través de su cuenta de Twitter. En ella publicó un comunicado atribuible a la Universidad, en el que se señala que el Centro Nacional de Memoria Histórica aseguró que aunque se cumplió con la publicación del documento, la difusión de este y su presentación en público no era obligatoria y tampoco era una prioridad.

“El Centro Nacional de Memoria Histórica, desconoció en este caso, los mandatos de la ley 1448 del 2011 y el decreto 2244 del mismo año, que exhortan al Centro a fomentar la investigación histórica relacionada al conflicto armado y promover su difusión explícita”, argumentó la Universidad.

Por su parte, académicas de la Universidad de Wisconsin, Madison (Estados Unidos), y de la Universidad de los Andes llegaron a un acuerdo con Sintraproaceites y establecieron la fecha del lanzamiento de dicha publicación.

Este documento recopila las memorias y vivencias de los trabajadores agrícolas en varios pueblos del sur del departamento del Cesar, en la Costa Caribe colombiana, y es un insumo fundamental para entender las relaciones entre la violencia contra sindicalistas y la expansión de las empresas de la agroindustria de la palma”, aseguraron las académicas.

Catalina Muñoz, docente del departamento de historia de la Universidad de Los Andes, expuso que ante la negativa del CNMH de realizar el lanzamiento público del informe, varias organizaciones de la sociedad civil, particulares, académicos, periodistas, sindicatos y organizaciones de víctimas a nivel nacional e internacional decidieron unir esfuerzos para realizar el evento.

De interés: Líder social sufrió atentado cuando se movilizaba en su vehículo en Belén de Bajirá

“Los trabajadores de la industria de la palma de aceite se acercaron a nosotros, y la universidad como entidad convencida de que la paz se construye a partir de las memorias, abrió las puertas al público para contar esta historia enmarcada en la violencia colombiana”, sostuvo la docente.

Asimismo, Muñoz recalcó que es la primera vez que un informe se dedica a reconocer la victimización de los trabajadores que, durante décadas han sido estigmatizados. 

Manifestó que la importancia del lanzamiento de  “Y a la vida por fin daremos todo”, recayó en que los actores principales de la historia fueron los encargados de compartir sus experiencias en un foro abierto al público.

De igual manera, Arturo Rincón, presidente del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Industria del Cultivo y Procesamiento de Aceites y Vegetales (Sintraproaceites), manifestó que cuando asumió la dirección del CNMH Rúben Darío Acevedo se les notificó de una negativa para presentar el libro de manera pública.

Lea también: Gobierno anunciará nueva política de protección a líderes sociales

“Cuando se presentó el cambió de dirección en el Centro de Memoria, nos enviaron una carta advirtiendo que el informe no era prioridad y que por tal razón no se llevaría a cabo una presentación en un espacio abierto a las personas, la cual ya estaba planificada”, puntualizó Rincón.

El vocero de los trabajadores de palma contó que el informe revela los hechos de violencia hacia este gremio ocurridos entre 1950 y 2018, asegurando que por décadas fueron víctimas de asesinatos, torturas, desplazamientos y desaparición forzada, atentados y amenazas, específicamente dirigidas a los empleados vinculados a las compañías Palmeras de la Costa, Indupalma y Palmas del Cesar.

Así el representante de Sintraproaceites expresó que “lo único que pensamos ante el rechazo de la entidad, fue que teníamos que salir adelante y buscar apoyo para contar una historia que tenía que conocer el país, pensando siempre en generar una acción que promoviera la no repetición de este tipo de violencias”.

El foro contó con la participación de las organizaciones REC-Latinoamérica, El Departamento de Historia de la Universidad de los Andes, la Corporación Sinergia y Territorio, Sintraproaceites Nacional, Fundesvic, Sintranagro Seccional Minas, Anmucic, Rutas del Conflicto, Sonidos Enraizados, Intersindical CSC, Taula Catalana per la Pau i els Drets Humans a Colòmbia, En La Frontera y Grupo de Estudios Culturales Antonio Gramsci.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido