Según un estudio publicado este sábado en la revista estadounidense Science Advance, la aparente reducción de la temperatura durante 1998 y 2012 se debió a un error en el cálculo tras emplear viejos métodos de medición. Con esta publicación se respaldan algunos hallazgos que para el 2015 la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de EE.UU, que había afirmado que el calentamiento global se aceleró desde el inicio del siglo. Los métodos de medición de temperatura han cambiado; antes la medición se hacía a través de muestras de agua canalizadas desde la sala de máquinas de los busques. Ahora, la medición se hace con boyas (un objeto señalizador, utilizado para indicar un lugar geográfico) en el océano que determinan con mayor precisión la temperatura. Desde el inicio del 2000, el calentamiento de los océanos ha ido en aumento hasta un ritmo de 0,12 grados centígrados por década. Por: RCN Radio y EFE.