Cargando contenido

Foto archivo de RCN Radio.



El fiscal General, Néstor Humberto Martínez, aseguró que los investigadores identificaron que 14 de los 16 edificios que están en riesgo de un colapso son obras de la familia Quiroz cuya constructora fue la responsable en el caso del desplome del edificio Blas de Lezo, en el que murieron 21 personas y otras 23 resultaron heridas.

(Lea también: Ordenan la evacuación inmediata de 16 edificios en riesgo de desplome en Cartagena)

Asimismo, señaló que los investigadores detectaron que en algunos de estos casos se encontró que ni siquiera existen las debidas licencias de construcción.

El fiscal Martínez advirtió que en desarrollo de las investigaciones penales se entrará a determinar posibles responsabilidades penales por parte de los representantes de las constructoras a cargo de las obras.

No obstante, indicó que la Fiscalía también determinará la posible responsabilidad por acción u omisión de funcionarios públicos en estos casos.

El fiscal General dijo que fueron impartidas de manera inmediata las respectivas órdenes de policía judicial para avanzar en las investigaciones y para ello se citará a declarar a los representantes de las constructoras para que den las explicaciones ante este organismo.

“Tenemos información de que los peritos tuvieron que hacer parte de su pericia en las partes altas de los edificios por el riesgo inminente que demuestra desde el punto de vista estructural algunas de estas edificaciones”, dijo el fiscal.

De igual forma, señaló que impartió instrucciones a los fiscales del caso para que en máximo dos semanas tengan resultados concretos en torno a las responsabilidades penales por esta tragedia.

(Consulte acá: Fiscal alerta por posible riesgo de desplome de 16 edificios de Cartagena)

Para ese fin, fue designada una comisión especial de fiscales desde Bogotá que se trasladó hasta Cartagena para que avance en la inspección de los edificios y la correspondiente recolección de posibles elementos de prueba.

Esta declaración la entregó el fiscal Martínez tras hacer un llamado de alerta al alcalde encargado de Cartagena, Sergio Londoño, con el fin de que disponga medidas urgentes en defensa de la protección de las familias que residen en los 16 edificios.

El grave riesgo que se advierte en este caso fue detectado por la Universidad de Cartagena que practicó toda una serie de estudios técnicos de “patología estructural y vulneración sísmica” donde se concluye que ante el riesgo de colapso, los expertos recomiendan “el desalojo inmediato de las edificaciones”.

La Fiscalía también solicitó a un juez de control de garantías de Cartagena que en audiencia - programada para este viernes 19 de enero - adopte las medidas de protección a que haya lugar para garantizar la vida y la integridad de los habitantes de los inmuebles.

De acuerdo con el informe técnico de los peritos en infraestructura en este preocupante caso son un total de 283 apartamentos que hacen parte de estas edificaciones que presentan riesgo de desplomarse.