Cargando contenido

Foto: Cortesía Alcaldía de Cartagena.

Desde Cartagena, el presidente de la Sociedad Colombiana de Ingenieros y Arquitectos de Colombia Flavio Romero Frieri, señaló que el 95% de las oficinas de Control urbano de Colombia se encuentran en estados deficientes que les impiden identificar y detener las construcciones ilegales.

"Si hablamos de un porcentaje, el 95% de las oficinas que tienen esta responsabilidad de controlar urbanisticamente nuestras ciudades, están en un estado muy deficiente, muy preocupante porque lo que buscamos en controlar el crecimiento y desarrollo de nuestras ciudades, de manera armónica y equilibrada y esto no lo estamos logrando", señaló Frieri.

De acuerdo a la SCI advirtió que han identificado casos de profesionales que prestan su nombre para figurar como responsables de construcciones que son adelantas por personas no calificadas.

"Hay muchos profesionales que no son de la arquitectura y de la ingeniería y se dedican a construir y a lograr que otros profesionales firmen y sean responsables de la ciencia de construcción en la eventualidad que la haya. hay una cadena... porque cómo es posible que las notarías y las oficinas de control urbano inscriban estos inmuebles que no cuentan con los documentos requeridos", añadió.

Dentro de las practicas irregulares se encuentran construcciones sin licencias y obras que a pesar de estar legalmente constituidas violan las licencias.

Sandra Milena Vargas, Presidente del Consejo Profesional de Arquitectura, señaló que son al menos 7 curadores urbanos investigados por presuntas irregularidades en el ejercicio de sus funciones.

"Son 400 investigaciones contra profesionales de la arquitectura e ingeniería. Se han identificado las quejas y denuncias por irregularidades. 7 curadores y excorudadores que estamos investigando... Las principales quejas son licenciamiento urbano y firmar planos y documentos que los arquitectos no han diseñado...", dijo Vargas.

Según la presidenta del Concejo Profesional de Arquitectura, habrá sanciones tras hallarse irregularidades en el proceso investigativo.

"Estor quiere un proceso en donde posiblemente lleguemos a sanciones. Más allá de allá de la cohesión, las multas y demás. Nosotros creemos que la autorregulación es el camino", añadió.

Estas declaraciones se dieron en el Encuentro Nacional de Directores de Control Urbano, quienes analizan las prácticas urbanísticas de los profesionales de la arquitectura y la ingeniería en el país. Al menos 60 directores de todo el país participan de este debate.