Sin agua para bañarse, lavar la ropa e incluso para cocinar están por lo menos 10 mil habitantes del municipio de San Juan de Urabá, quienes sólo cuentan con el servicio de agua potable por unas horas. Incluso, han pasado días en los que no tienen ni una gota.

Sin embargo, el secretario de Planeación, Jorge Luis Lozano Anaya, afirmó que la situación más grave ya fue superada, toda vez que por estos días a las dos veredas y corregimiento afectados, les llegó el agua por un par de horas. Reiteró que el paro camionero ha dificultado el transporte de los insumos químicos y las herramientas que se necesitan para reparar el acueducto, que no tiene más de un año de inaugurado.

Por otra parte, la comunidad aseguró que el problema no es nuevo y desde hace 20 días están a la espera de que el servicio del agua se normalice, tal y como se los prometió la Administración Municipal en varias ocasiones. Muchos se quejan de no tener agua para cocinar, ni tomar, además se han reportado enfermedades en la piel.

"Estamos teniendo una situación muy mala, demasiado. Es una crisis de agua, no tenemos para la cocina".

"Los niños no han podido ir al colegio, la ropa está sucia, no hay con que hacer de comer".

"El agua viene cada 4 o 5 día, y los días que no hay agua, quedamos en la olla". 

Lozano Anaya insistió en que este viernes llegarían al municipio las herramientas para superar la dificultad que tiene estas comunidades para abastecerse de agua potable.

RCN Radio trató de comunicarse con la alcaldesa del municipio, Julia Medrano Coa, quien dijo que atendería la entrevista, pero luego de reiteradas llamadas no volvió a responder.