La Policía confirmó que integrantes del Clan del Golfo estarían ofreciendo a sus milicianos la suma de dos millones de pesos, por cada uniformado que sea asesinado. En las últimas dos semanas, integrantes de esta banda criminal han asesinado a siete uniformados, mientras que catorce han resultado heridos, Antioquia, Córdoba y Chocó. El comandante de la Policía Antioquia, coronel Wilson Pardo Salazar, señaló que el plan pistola se debe a los más recientes golpes de las autoridades, como la captura de alias el Perro Robín y Poncho, en el Norte y Bajo Cauca. En la vereda Cuturum, de Zaragoza,  la policía capturó alias Pocho, quien, al parecer, estaría esperando una patrulla de  restitución de tierras, para atentar contra los uniformados. En los últimos operativos en Valdivia y Zaragoza, las autoridades incautaron de cuatro granadas, una pistola y varios kilos de explosivos, pertenecientes  al Clan de Golfo.