Una vivienda del barrio Manga Azul de Envigado, sur del Valle de Aburrá, quedó prácticamente en ruinas por un incendio estructural. Las primeras investigaciones indican que la conflagración fue ocasionada por un globo que cayó en el tejado.

El comandante de Bomberos del municipio, capitán Luis Bernardo Morales, explicó que varias unidades de la estación tuvieron que intervenir para sofocar las llamas que se extendieron por toda la infraestructura.

Aunque no hubo personas lesionadas por la conflagración, las pérdidas ascienden a 20 millones de pesos.

Los organismos de emergencia de Envigado hicieron un nuevo llamado para evitar  la quema de globos que generen desastres en viviendas y fabricas en el sur del Valle de Aburra.