Cargando contenido

Foto: Arhcivo particular



Nuevo fin de semana violento en Medellín: diez personas fueron asesinadas en tres días. Uno de los casos que más ha conmocionado a la comunidad es el de Harold Piñeros, de 38 años, y Henry Durán, de 44, cuyos cuerpos fueron envueltos en papel chicle, en varias maletas, y abandonados en plena vía pública en el barrio Nueva Villa de Iguaná en la comuna de Robledo.

En el barrio Fátima, suroccidente de Medellín, las autoridades investigan la muerte de Andrés Felipe Arrechea, quien fue encontrado en una calle, envuelto en plástico. 

En el corregimiento San Cristóbal, Yon David Mosquera, de 21 años, murió por múltiples heridas con arma de fuego que, al parecer, le propinó un hombre con el que tuvo una discusión minutos antes. 

Tres de los casos, en hechos aislados, ocurrieron en el barrio Laureles, donde una mujer no pudo ser identificada y fue hallada envuelta dentro de un colchón en plena vía pública.

Con estos casos, la Comuna 11 del occidente de la ciudad ascendió a 22 asesinatos, dos casos más que el año anterior. Las otras tres muertes violentas se presentaron en el Centro, en uno de los casos una mujer perdió la vida en medio de una riña. Con este caso, ya son 57 las mujeres asesinadas en el presente año, 19 más que en 2016.

Pese a que las autoridades aseguran que la mayoría de muertes violentas son producto de enfrentamientos entre bandas, la intolerancia ha sido un factor común en los casos de muertes violentas este año.

Entre tanto, el subcomandante de la Policía Metropolitana, coronel Juan Carlos Rodríguez, hizo un llamado a la comunidad para solucionar los inconvenientes por la vía del diálogo y evitar más muertes violentas.

Octubre ha sido el mes más violento del año con 63 homicidios distribuidos así: 54 hombres y 9 mujeres. En comparación con el mismo mes del año pasado hubo un incremento de 11 casos.

De acuerdo con el análisis suministrado por el Sistema de Información para la Seguridad y la convivencia de la administración municipal, La Candelaria, Comuna 10 de Medellín, es el lugar donde más asesinatos se presentan con 102, seguido de la comuna siete de Robledo con 67, le siguen la trece de San Javier con 48 y  la 16 de Belén con 47.

En lo que va corrido del año, Medellín ya ascendió a 554 muertes violentas, 32 casos más que el año pasado, lo que representa un incremento del 6.1%.

Cabe recordar que el año más violento de Medellín en toda su historia fue 1991. En ese entonces la tasa para la ciudad era de 266 homicidios por cada 100 mil habitantes. Solo en ese año,  7 mil 273 personas perdieron la vida de manera violenta.