En 16 municipios antioqueños arrancó la pavimentación de más de 60 kilómetros de vías secundarias, incluyendo el tramo Anorí- El Limón.

Para estas obras, se destinaron 90 mil millones de pesos de los recursos que recibió la Gobernación de Antioquia por la venta de Isagén.

De acuerdo con el secretario de Infraestructura de Antioquia, Gilberto Quintero Zapata, hay mucho trabajo por adelantar porque la red secundaria del departamento es más de 4.500 kilómetros y más la mitad no está pavimentada.

La pavimentación de estas vías en su mayoría se realiza desde las cabeceras municipales hasta las vías primarias o grandes troncales para ir mejorando la movilidad y la conexión entre las regiones antioqueñas progresivamente.