Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Futbolista Andrés Cadavid.
Futbolista Andrés Cadavid.
Tomada de Instagram

Las 16 armas que tiene en su poder el futbolista del Deportivo Independiente Medellín Andrés Cadavid cumplen con los requisitos exigidos por la ley, y sus salvoconductos fueron gestionados bajo las normatividades vigentes.  

Esto es lo que dice Mauricio Beltrán, representante legal del deportista, quien fue mencionado recientemente dentro de una lista de presuntos implicados en el caso de corrupción para otorgar los permisos desde la Cuarta Brigada del Ejército.  

En nombre de su cliente, Beltrán aclaró que se dieron cuenta de lo que estaba pasando por redes sociales y que se pusieron a disposición de la Fiscalía, entidad que les confirmó que no había ninguna investigación contra Cadavid. 

Lea tambiénFiscalía indaga si hubo narcotráfico en la Brigada del general Jorge Romero.

Mauricio Beltrán indicó que "yo personalmente fui a la Fiscalía para ponernos a la orden y la fiscal que lleva el caso me confirmó que contra Andrés no hay ninguna investigación ni llamado a indagatoria; no está involucrado como testigo. Ella nos dijo que podían o no llamarnos dependiendo de las indagaciones que están haciendo ellos".

Audio

[AUDIO] Mauricio Beltrán, abogado del futbolista del DIM Andrés Cadavid.

0:27 5:25

Según el abogado, la tenencia de las armas obedece a una pasión del futbolista por estos artefactos, razón por la que también es accionista de un polígono de entrenamiento llamado El Viejo Oeste.

Sostuvo que "desde que Andrés estaba en Bogotá practicaba este deporte y es un coleccionista, pero todo lo que tiene está bajo la ley y por eso estamos tranquilos".  

Mauricio Beltrán insistió que "quizás el nombre de Andrés apareció por el número de armas que tiene. Estamos tranquilos porque sabemos que todo está en regla y no hay nada de qué preocuparse".

Lea tambiénCon plan de transparencia, Ejército pone bajo la lupa casos de corrupción.
 
Recordemos que por lo menos 26 cabecillas del crimen organizado en Medellín tenían permisos especiales para porte de armas, otorgados por la Cuarta Brigada del Ejército.

Esta es la razón por la que investigadores de la Fiscalía habrían descubierto una red de corrupción militar, en lo que tiene que ver con la entrega de salvoconductos y procesos de contratación, tras la captura de esos delincuentes.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.