La competencia desleal, la evasión de impuestos y el lavado de activos, hacen del contrabando uno de los “dolores de cabeza” de la economía colombiana. Sin embargo, en el último año, el país pasó de tener 20 millones de pares de calzado que ingresaban de manera ilegal a menos de un millón, informó la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales de Colombia.

El director de la Dian, Santiago Rojas Arroyo, aseguró que hace doce meses, esa cantidad calzado ingresaba al país con precios “ridículamente bajos”, a menos de dos y tres dólares, lo que le negaba oportunidades a la economía colombiana.



Rojas Arroyo, confirmó que los intereses del contrabando en Colombia, ascienden a los 5 mil millones de dólares anuales. Entra tanto, en el sector calzado hubo un alivio en la industria nacional, con la reducción en el ingreso de mercancía de contrabando.