Cargando contenido

Emergencia por las lluvias en Antioquia/Foto referencial cortesía Dapard.


Un helicóptero de la Fuerza Aérea no ha podido despegar hacia el lejano municipio de Murindó, en el Urabá antioqueño, con las mantas, alimentos y elementos de aseo que se requieren para atender a los 2.094 damnificados por las inundaciones provocadas por el desbordamiento del río Atrato.

Según el capitán René Bolívar, coordinador del Área de Manejo del Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo de Antioquia, las condiciones climáticas adversas en esa localidad del Urabá antioqueño han impedido que puedan ser trasladadas las ayudas humanitarias en el helicóptero, ya que allí sólo se llega por vía aérea o fluvial.

Otro de los municipios que están bajo el agua es Vigía del Fuerte, donde se desbordaron los ríos Murrí y Archía. Por ahora se adelanta el censo de damnificadas para solicitar formalmente las ayudas humanitarias ante la Gobernación Departamental.

En este momento, continúan con alerta roja por riesgo de inundaciones los municipios ubicados en las cuencas de los ríos Cauca y Atrato.