Cuando se dirigían al casco urbano del municipio de Remedios, los ocupantes de varios vehículos de transporte público fueron interceptados por seis hombres encapuchados que los amenazaron y robaron pertenencias por un valor superior a los 10 millones de pesos.

Según un comunicado de la Corporación, Acción Humanitaria por la Convivencia y la Paz del Nordeste Antioqueño, desde el acuerdo de paz entre el gobierno y las Farc -que tenía amplia presencia en el territorio- grupos paramilitares han se están tomando el control de las rentas ilegales como la minería ilegal que se pelean con el ELN.

Producto de estas disputas, la violencia e inseguridad en esta localidad, han aumentado y tiene atemorizados a los campesinos y mineros de la región.

La corporación humanitaria hizo un llamado al gobierno departamental para implemente acciones que impidan la llegada de nuevos grupos armados y emprendan acciones contra los existentes.

Las autoridades municipales aseguran que están tras la pista de los seis hombres encapuchados que huyeron del lugar con un botín con dinero en efectivo, teléfonos celulares y oro.