Peque, Occidente de Antioquia. Foto: Cortesía.



Dos excombatientes de las Farc fueron asesinados en Peque, donde hacían campaña política para el candidato a la Cámara por el Partido, la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común, Wilson Cartagena, conocido como Davison, quien no pudo viajar por problemas de salud.

El secretario de Gobierno de este municipio del occidente antioqueño, Faber Hernández confirmó que el ataque ocurrió en un parqueadero, cuando Wilmar Asprilla y Ansel Montoya se disponían a viajar a otra población.

Al rechazar el asesinato de los exintegrantes del quinto frente de las Farc, el vocero del nuevo movimiento político, Ómar Restrepo, apodado “Olmedo”, pidió al gobierno nacional protección para la vida de los reinsertados y garantías para la realización de las campañas electorales.

Según un informe de la Presidencia de la República, desde que se firmó el acuerdo de paz, han muerto de manera violenta 44 exguerrilleros y 12 familiares.

El pasado lunes, la Farc denunció la circulación de un panfleto amenazante del Clan del Golfo en el cual anunciaba que continuarían con los homicidios de los exguerrilleros y volarían las sedes del nuevo movimiento político.

Rechazo


La Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común, Farc, denunció y rechazó a través de un comunicado los homicidios de estos dos excombatientes.


Ambos estaban certificados en el Espacio Territorial de Capacitación y Reincorporación de Llanogrande en Dabeiba y hacían proselitismo para el nuevo partido.  

En el comunicado, integrantes de la Fuerza Revolucionaria del Común, denuncian que han sido objeto de constantes persecuciones por parte de las fuerzas armadas que buscan desestabilizar la implementación de los acuerdos de paz y generar zozobra. Destacan que a la fecha, "han sido asesinados 30 excombatientes", seis de ellos en territorio antioqueño.

El líder de la extinta guerrilla de las Farc, alias Pastor Alape, denunció a través de las redes sociales el asesinato de los dos excombatientes del Frente Quinto. Las víctimas ya estaban certificadas para la reincoporación a la vida civil, al parecer, tras salir de la zona de normalización de Dabeiba, Antioquia.

https://twitter.com/AlapePastorFARC/status/953657893018112000

 

Aunque la gobernación de Antioquia informó que los exguerrilleros estaban advertidos para que no se mantuvieran en Peque por el rechazo de la comunidad, las víctimas hicieron caso omiso, con el trágico desenlace, sin que hasta ahora se tenga información sobre los responsables.

Con el doble homicidio, ya son seis los exguerrilleros de las Farc asesinados en Antioquia tras la firma del acuerdo de paz con el Gobierno. En el departamento se desmovilizaron cerca de 1.142 guerrilleros, integrantes de seis Frentes, siendo la región del país que más personas acogió en los espacios de reincorporación.