A la expectativa están las tropas del Ejército Nacional en Antioquia y Chocó para combatir el ELN, sobre todo luego de conocerse la decisión del presidente Juan Manuel Santos de llamar a consultas a los negociadores de la mesa de diálogo. Esto a raíz de que en la medianoche que pasó se cumplió el periodo del cese el fuego bilateral que los subversivos y el Gobierno acordaron desde el 1 de octubre del año pasado. Según el general Alberto Sepúlveda, comandante de la Séptima División del Ejército, están a la espera de las instrucciones del Ministerio de Defensa para definir cómo actuar en esas regiones de su jurisdicción. De todos modos, el general Sepúlveda sostuvo que en el Chocó y Antioquia no se han detenido los despliegues de las tropas militares, ya que no sólo hace presencia la guerrilla del ELN sino también los miembros del Clan del Golfo o Autodefensas Gaitanistas. De hecho, en toda las regiones del Baudó y el Atrato en Chocó está designada la Fuerza de Tarea Conjunta (Titán), comandada por el general Mauricio Moreno, que cuenta con miembros de la Policía, el Ejército y la Infantería de Marina.