Se restableció el control en Bojayá, Chocó, donde al menos 300 indígenas quemaron los votos tras la elección de Jeremías Moreno Álvarez, como alcalde del municipio. El candidato, por el Partido de La U, obtuvo mil 850 votos, que corresponden al 41 punto 36 por ciento de los sufragios.

El comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta Titán, General Javier Díaz, aseguró que hay tranquilidad en la población, que estaba inconforme por los resultados de los comicios.  

El Ejército informó que en Chocó no se han registrado hechos de alteración de orden público después de las elecciones, pese a que grupos armados habrían anunciado un plan pistola durante esta semana.

El comandante de la Séptima División del Ejército, General Leonardo Pinto Morales, dijo que a la población se desplazó una comisión de la Defensoría del Pueblo y el Obispo de Quibdó, para buscar una solución a la problemática y evitar hechos de orden público.