http://media.rcn.com.co/audios/rcnradio/Orejon.mp3 Fabio Muñoz líder social del Orejón, Antioquia destaca el desminado pero se queja del abandono por parte del Estado.

 

El líder social de la vereda de El Orejón aseguró que ya empezó la parte técnica de desminado en la zona entre el Gobierno y las Farc, sin embargo, manifestó que aún no se sabe cuántas minas puede haber en la zona.     "Realmente no se conocen cuántas minas hay pero tampoco es cierto que esto está completamente que no se pueda caminar o cultivar, aquí tenemos esa forma de vivir, sí hay esas minas pero hay mucha desinformación en los territorios", dijo Muñoz.     Aunque reconoció que el proceso de desminado es un "gran avance" para la comunidad, el líder social aseguró que están completamente olvidados por el Estado.     "Para nosotros ha sido un gran alivio ver a las Farc y al Gobierno Nacional, es una situación de alegría  pero también tenemos que decirle al Gobierno y las Farc que aquí ha sido un olvido completo por parte de todos los gobiernos", aseveró el líder social de El Orejón.     "A veces también que se venga ese desminado, pase el desminado y las comunidades quedamos en lo mismo, en un abandono total, por eso pedimos esa inversión social que queremos en la vereda", dijo Muñoz.     Además, aseguró quela comunidad no sabe qué va a pasar con la escuela, con las carreteras y con las comunicaciones.     Por otro lado, explicó que una de las barreras que se encontró el Ejército para empezar el desminado fue el protocolo que se tenía que hacer y el desconocimiento de la ubicación exacta de las minas.     "El Ejército estuvo muy cerca (de las minas), estuvo a menos de un kilómetro y al otro día pasaron a menos de 500 metros y puso en gran parte en riesgo ese proceso", explicó Múñoz.     Asimismo, el líder social aseguró que "el proceso de desminado no es solamente sacar minas, sino también la propuesta de vida para nosotros", ya que la tierra está lista para ser cultivada, sin embargo, manifestó que se necesitan garantías para eso.     "Nosotros presentamos un documento que se lo enviamos a La Habana para que tuvieran en cuenta el punto de garantías, porque nosotros también hicimos propuestas porque no es sólo el desminado, aquí hay una propuesta de paz a partir de la comunidad", dijo Muñoz.     Es que para Fabio Muñoz existe una gran preocupación de la comunidad cuando se termine el desminado en esa región, porque asegura que sin garantías de seguridad cualquier otro grupo ilegal puede entrar a El Orejón.     Además, dijo que el Ejército, la APN y las Farc podrían tardarse hasta dos meses y medio para identificar los lugares exactos de las minas, sin embargo, se podría tardar aún más la desactivación.