Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Las familias recibieron ayudas humanitarias por parte de la Unidad de Víctimas.
Las familias recibieron ayudas humanitarias por parte de la Unidad de Víctimas.
Cortesía: Unidad de Víctimas en Antioquia.

En Caucasia, Bajo Cauca, permanecen 155 familias representadas en 440 personas, tras desplazarse por amenazas de los grupos armados ilegales en Cáceres, Antioquia.

Lea también: Denuncian confinamiento de dos mil indígenas por minas antipersonal en resguardos antioqueños

Por miedo, aún no quieren volver al territorio pese a que las autoridades confirmaron que la vereda Río Man está militarizada para garantizar el retorno de sus habitantes.

El alcalde de Caucasia Félix Olmedo, aseguró que a las familias refugiadas en el municipio se les está ofreciendo asistencia en salud para evitar contagios de coronavirus. Además, acompañamiento social y psicológico.

“Aunque esta vereda es jurisdicción de Cáceres, está ubicada más cerca del casco urbano de Caucasia. Nosotros los estamos atendiendo con todos los protocolos que se establecen para este tipo de situaciones”, señaló el funcionario. 

Insistió que "en Río Man ya hay presencia de la fuerza pública para evitar la incursión de los ilegales. Sin embargo, muchas familias continúan atemorizadas y por ahora se niegan a regresar".

El director de la Unidad de Víctimas en Antioquia Wilson Córdoba, aseguró que los desplazados recibieron las primeras ayudas humanitarias como sábanas, cobijas, toldillos y elementos de cocina.

Por ahora, dijo que desde la Unidad de Víctimas no se activará el protocolo de retorno de las familias, pues deben sentirse tranquilas y seguras para que puedan volver a la vereda.

Le puede interesar: Admiten tutela del alcalde Daniel Quintero que respalda a concejal suspendido en Medellín 

Según algunos líderes, solo diez habitantes quedaron en la vereda de Cáceres y los otros huyeron por temor. Del total de familias desplazadas, 40 permanecen en el coliseo municipal de Caucasia. Las otras se autoalbergaron en casas de amigos y familiares donde esperan garantías de seguridad para volver.

No se descarta que la cifra de familias desplazadas donde hay niños, mujeres y adultos mayores, aumente por el temor de la comunidad.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.