Ante el inminente atentado que la banda narcotaficante de La Oficina pretendía ejecutar contra el Alcalde de Medellín, el Fiscal General de la Nación aseguró que el cabecilla Carlos Pesebre reconoció que pagó una alta suma de dinero para salir cuánto antes de la cárcel de Ibagué, Tolima.

Lo más grave, es que el criminal estuvo a punto de salir de prision hace 20 días, ya que en un hecho inesperado el Tribunal Superior de Medellín le revocó la condena de 36 años de cárcel por el asesinato de un ex agente del DAS.

Al ser consultado si dicho dinero habría sido recibido por magistrados del Tribunal Superior, el Fiscal Nestor Humberto Martinez hizo un llamado a la prudencia de la investigaciones, pero confirmó que ordenó una compulsa de copias ante la Corte Suprema de Justicia, para investigar posibles actos de corrupción.

Otro de los graves hechos denunciados por el Fiscal General, es que el posible atentado no solo se planeó contra el alcalde de Medellín, sino también contra Claudia Carrasquilla, fiscal nacional contra el crímen organizado, y quien hasta hace pocos meses se desempeñó como directora de Fiscalías  de Medellín.

Así las cosas, el atentado iría dirigido contra el alcalde y la exfiscal de Medellín, quienes lideraron grandes operativos contra las estructuras armadas de la ciudad, las cuales están agrupadas en 10 grandes bandas, de las cuales una de las más fuertes es La Oficina, responsable de diseñar los atentados.