Un rechazo radical a la unificación de los cobros de los peajes en Urabá hicieron los habitantes de esa región antioqueña que protagonizaron fuertes protestas, que dejaron dos personas muertas y 34 capturadas.

Unificar el precio en un solo peaje es la propuesta que hizo oficialmente el gobernador de Antioquia, Luis Pérez Gutiérrez, a la Agencia Nacional de Infraestructura.

Sin embargo, una de las líderes de las manifestaciones, Alcira Blanquiset, aseguró que el mandatario regional no dio la cara en las protestas, por lo que no tiene derecho a hacer ese tipo de propuestas. Además, los habitantes insisten en la necesidad de reubicarlos por fuera del área intermunicipal.


En el Urabá aún sigue una situación tensa entre la población, que hoy hará reuniones en los parques municipales de Carepa, Turbo, Apartadó y Chigorodó para definir si podría haber una nueva manifestación de protesta este sábado.