Como respuesta a las preocupaciones expresadas por la ciudadanía relacionadas con el incremento de los "paga diarios" en los barrios, el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez Zuluaga, aseguró que la administración municipal adelanta un proyecto considerado como el banco más pequeño del mundo.

Bancuadra espera ofrecer pequeños créditos a personas de estratos 1, 2 y 3 a bajas tasas de interés, así lo afirmó el mandatario de la capital antioqueña.

"¿Qué hace? Prestarle a las personas más pobres de la ciudad, que no tienen acceso a un crédito, lo que afecta a la gente más vulnerable. Con el banco de los pobres, queremos que accedan a créditos, con tasas de interés normales, que nos permitan ayudarlos sin que recurran a los 'paga diario'", aseguró el mandatario local.

El alcalde expresó que el éxito de esta iniciativa consiste en la confianza que se tiene en las personas de estratos 1, 2 y 3 quienes no tienen la posibilidad de acceder a Créditos en instituciones financieras, situación que incentiva el préstamo de dineros a organizaciones ilegales.

Actualmente, el proyecto que es liderado por el banco de las oportunidades, la agencia de cooperación internacional y ruta N, es finalista en un concurso de la fundación Blommberg Philantropies. De ser ganador, Bancuadra contaría con un capital de 5 millones de dólares para prestarle a los habitantes de los barrios de estratos bajos de Medellín.