Las lluvias aún mantienen la emergencia invernal en Riosucio, Chocó, donde más de 4.000 familias han resultado afectadas por las inundaciones de sus cultivos, viviendas y calles.

A pesar de ello, los gobiernos Nacional y Departamental no han enviado elementos de aseo, alimentos ni insumos de construcción para atender este panorama.

Por lo que el secretario de Gobierno de Riosucio, Yhoban Mosquera, reclamó las ayudas humanitarias, ya que hasta ahora han atendido la emergencia con los recursos limitados de la Alcaldía.

"En gran medida le ha tocado atender la emergencia al Municipio de Riosucio para la construcción de puentes para el tema de la movilidad, de subsidios de arrendamientos para las viviendas que ya estaban con el agua en un nivel muy alto", dijo Mosquera.

Según el funcionario, las lluvias tienen elevada también una emergencia sanitaria, pues el agua se ha metido a algunas bóvedas del cementerio local que está a un nivel cercano al río Atrato.