Cargando contenido

Según la Organización Indígena de Antioquia, aunque para hoy se tiene previsto el retorno de los 350 indígenas desplazados en Urrao, aún no están dadas las condiciones en materia de seguridad.


 

La presidenta de la OIA, Aida Suárez, destacó que pese a que se han disminuido los hostigamientos por parte de la guerrilla en los últimos meses en Urrao, aún el miedo y la preocupación persiste en la comunidad por la siembra indiscriminada de minas antipersona por parte de las Farc.



A fin de evitar una crisis humanitaria y el desplazamiento de otros miembros de la comunidad Emberá que temen caer en campos minados por las Farc, la OIA reiteró la alerta en busca de ayuda.