Un padre de familia y sus dos hijos de 16 y 8 años fueron asesinados con arma blanca, esta madrugada, en medio de una fiesta que se realizó en un apartamento de la urbanización Nazareth, ubicada en el sector de Nuevo Occidente en Medellín.

El general Óscar Gómez Heredia, comandante de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, explicó que en medio de la celebración, uno de los asistentes increpó a uno de los hombres que se encontraba en el sitio.

Según el oficial, este hecho generó una riña que terminó con la muerte de Conrado Calle Ocampo, de 39 años y de dos menores de edad.

Las autoridades indicaron que una persona fue capturada y se indaga si hay otros amigos de la víctima inmersos en el triple homicidio.

Este hecho de intolerancia se suma  al registrado en Medellín el pasado jueves, cuando en medio de una celebración de cumpleaños, un hombre mató a su novia y luego se quitó la vida.