Cargando contenido

Foto: Archivo Colprensa



Luego de los atentados contra la Policía Nacional en Barranquilla y el municipio de Santa Rosa, en el sur de Bolívar, los uniformados en el país recibieron la orden de extremar sus medidas de seguridad personal; usando chalecos antibalas y reportando cada uno de sus movimientos para evitar ser victimas de posibles atentados en su contra.

Según la Institución, estas medidas se ordenan cuando sucede algún evento terrorista en el país y en los que los uniformados son blanco de estos actos criminales.

(Lea también: Hipótesis más probable indica que ELN es responsable de atentados en la Costa, según MinDefensa)

Además recalca que las estaciones y CAI en todo el país se están realizando los monitoreos para evitar incidentes de seguridad como los sucedidos en las últimas horas.

Cabe recordar que en Malambo, Atlántico, se restringió el acceso de vehículos a las estaciones de Policía y la vigilancia fue reforzada en los edificios oficiales para evitar atentados. En el departamento del Atlántico se puso en marcha un dispositivo de protección a todas instalaciones. Además, 400 hombres del Ejército patrullarán a Barranquilla y el área metropolitana.

(Lea también: ELN confirma autoría de atentado en Barranquilla que dejó cinco policías muertos y 41 heridos)

En las últimas horas se conoció una comunicación oficial de las Fuerzas Militares en las que piden a sus tropas que incrementen sus medidas de seguridad e inteligencia para poder prevenir futuros atentados. De igual forma las trompas recibieron la orden de arreciar acciones en contra de los grupos armados organizados en los que está en ELN y en las zonas en las que delinquen.