Foto cortesía Gobernación de Cundinamarca

En medio de un consejo de seguridad, presidido en el municipio de Villeta por el general Jorge Hernando Nieto, director de la Policía, se confirmó que no serían guerrilleros los autores del atentado del pasado 22 de febrero en el municipio de Quebradanegra. Como producto del ataque murió el patrullero Santiago Román y resultó herido el comandante del distrito de Policía coronel Henry Fernández. “Se ha descartado que pueda ser a manos de un grupo insurgente que en la actualidad delinca en el territorio nacional, estamos a la espera pronta de resultados que permitan captura y judicialización de los autores materiales e intelectuales de este hecho”, señaló el gobernador de Cundinamarca Jorge Rey. En la reunión se acordaron mecanismos para hacer frente al crimen organizado y evitar fenómenos como la extorsión, delito de alto impacto en la región. El general Jorge Nieto, destacó que las averiguaciones para encontrar a los responsables del atentado con explosivos, avanzan y pronto concluirán. “Aquí hay toda una capacidad institucional, Policía, fuerza militar, hay unas investigaciones que están llevando su curso, una capacidad que no va a permitir que ningún actor pueda ingresar a esta área, vamos avanzando en mejores niveles de seguridad y convivencia”, dijo el director de la Policía. Por el momento, y mientras aún hacen presencia miembros del Ejército y de la Policía reforzando la seguridad en los municipios de Villeta, Guaduas y Quebradanegra, se mantiene la recompensa de 70 millones de pesos por los autores del atentado.