Foto referencial

La Cancillería le pidió al gobierno de Venezuela, que rectifique el decreto 1787, por el que se activan las Zonas Operativas de Defensa Integral Marítimas e Insulares, al tiempo que confirmó que persisten diferencias entre ambos países que han impedido lograr un acuerdo en torno a la delimitación de áreas marinas y submarinas.   La Canciller, María Ángela Holguín, afirmó que La Comisión Presidencial Negociadora (CONEG) entre Colombia y Venezuela, que existe desde el 14 de julio de 1990, "es la instancia competente para negociar la delimitación de las áreas marinas y submarinas, entre otros temas", indica el comunicado.   La Cancillería entregó, el pasado 17 de junio de 2015, al Embajador de la República Bolivariana de Venezuela en Colombia una nota de protesta "por las disposiciones incluidas en el mencionado decreto que afectan los intereses y la posición histórica de Colombia".   "En relación con la delimitación de las áreas marinas y submarinas con la República Bolivariana de Venezuela, y requiriendo su rectificación", anuncia el comunicado de la Canciller María Ángela Holguín.   Este es el comunicado de la Cancillería:   El Ministerio de Relaciones Exteriores, en nombre de la República de Colombia, informa que: 1. La República Bolivariana de Venezuela expidió el decreto No. 1787 del 26 de mayo de 2015, por el cual crea y activa las Zonas Operativas de Defensa Integral Marítimas e Insulares (ZODIMAIN), el cual incluye áreas marítimas pendientes por delimitar con Colombia. 2. Como es de público conocimiento, persisten diferencias entre Venezuela y Colombia que han impedido lograr un acuerdo en torno a los temas pendientes en la delimitación de áreas marinas y submarinas; por esta razón, las áreas en las que unilateralmente Venezuela establece sus coordenadas en la ZODIMAIN Occidental, no pueden asumirse como venezolanas, por cuanto continúan en controversia o no se ajustan a lo acordado bilateralmente. 3. La Ministra de Relaciones Exteriores de Colombia, María Ángela Holguín, entregó el pasado 17 de junio de 2015 al Embajador de la República Bolivariana de Venezuela en Colombia, una nota de protesta por las disposiciones incluidas en el mencionado decreto que afectan los intereses y la posición histórica de Colombia en relación con la delimitación de las áreas marinas y submarinas con la República Bolivariana de Venezuela, y requiriendo su rectificación. 4. La Comisión Presidencial Negociadora (CONEG) entre Colombia y Venezuela, que existe desde el 14 de julio de 1990, es la instancia competente para negociar la delimitación de las áreas marinas y submarinas, entre otros temas. 5. Al tiempo de solicitar que se adopten las medidas necesarias para corregir el Decreto No 1787, la República de Colombia hace un llamado al Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela para evitar medidas unilaterales, y que se privilegie la sensatez cuando se trata de temas tan delicados como los que contemplan la soberanía y jurisdicción marítima.