Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

900 quejas por cobros exagerados a turistas de Cartagena



Visitar a Cartagena no está resultando para los turistas nada económico. Los precios exagerados, por ejemplo, en las comidas los mantienen alarmados. En las redes sociales han empezado a circular facturas donde un plato con pescado los restaurantes lo cobran a 42 mil y 70 mil pesos y un plato de sopa lo cobran a 24 mil.

Algunos turistas dieron a conocer sus experiencias:

“Estuvimos visitando y el almuerzo era una tajada de pescado, una cucharada de arroz y patacones. Por eso nos cobraron 70 mil pesos”, comentó una ciudadana.

“En los restaurantes hasta la carta la ocultan, ellos mismos te indican el valor de los platos y te cobran más”, indicó otro turista.

En Cartagena hay una Corporación de Turismo y la presidenta Zully Salazar dijo que prefería no pronunciarse sobre este tema.

En RCN Radio, acudimos a la Dirección de la Red Nacional de Protección al Consumidor y allí el director Daniel Orozco, dio a conocer que durante este año han recibido a 900 quejas por parte de turistas de Cartagena.

[imagewp:236597] Foto tomada de redes sociales

“En la Casa del Consumidor hasta la fecha hemos atendidos a 5 mil personas y de estas más de 900 han puesto quejas ante la Superintendencia de Industria y Comercio para que se protejan sus derechos”, explicó.

Agregó que en el caso de Cartagena, donde señaló que el tema es ‘bastante complejo’, el año pasado realizaron una serie de operativos de vigilancia y control en varios establecimientos de comercio: “Iniciamos un plan denominado ‘Plan Turismo’ para proteger a los turistas de Cartagena. Hicimos visita a establecimientos, alrededor de 80, entre ellos hoteles y restaurantes. En estas visitas encontramos anomalías que hoy son materia de investigación y pronto presentaremos los resultados a la ciudadanía”.

Manifestó que desde la Superintendencia de Industria y Comercio, se están analizando los casos en cuestión y recordó que de comprobarse los excesos por parte de las empresas u operadores de servicios turísticos, estos podrían ser sancionados con multas que superan los mil millones de pesos y hasta se podría dar el cierre de su actividad comercial.