Cargando contenido

Foto archivo de RCN Radio.



La Fundación Cívica Pro-Cartagena, conocida como Funcicar, advierte que la empresa Edurbe ha subcontratado "a dedo" el 99% de las obras a realizar en la ciudad.

Así lo dio a conocer esta entidad sin ánimo de lucro tras revisar la información reportada ante el Sistema Electrónico de Contratación Pública-SECOP.

De acuerdo con Carolina Calderón, directora de Funcicar, para el 2017 se le entregaron a Edurbe  más de $57.000 millones para la ejecución de 30 obras para el Distrito.

Indicó que de los recursos destinados, la mayoría de los contratos celebrados fueron para la ejecución de obras (21), mientras que 5 fueron para consultoría, 3 para interventoría y 1 para mantenimiento.

De estos, 23 fueron contratados por la Alcaldía Mayor, 3 por la Alcaldía de la Virgen y Turística, 2 por el EPA, 1 por la Alcaldía Histórica y del Caribe Norte, y 1 por la Escuela Taller.

Aunque la empresa puede  convocar a través de invitación abierta, cerrada y directa, la contratación de los trabajos, Funcicar señala que modalidad “cerrada”, que es la invitación “a dedo”, es la más recurrente. Allí se evidenció que solo 1 de los 30 contratos fueron convocados por invitación abierta, y en éste, sólo participó un proponente.

"Vemos con preocupación que una práctica recurrente de Edurbe es subcontratar todas las obras que le encarga el Distrito a través de contratos interadministrativos. Ya existe un precedente reciente al respecto, con la sanción que emitió la Procuraduría General de la Nación en contra de la ex gobernadora del Quindío y otros funcionarios de ese departamento, por contratar con una entidad que al no tener la capacidad técnica y financiera terminó subcontratando todas las obras", expresó Calderón.

Este hecho también ha llamado la atención de Jorge Carrerá, director de Acopi- Bolívar, quien manifestó que "la poca democratización en la contratación pública afecta directamente a las empresas formalmente constituidas y disminuye la competitividad en el Departamento. Es importante que en todos los procesos de contratación primero se tengan en cuenta a las pequeñas y medianas empresas de Cartagena y Bolívar, a través de procesos transparentes y democráticos".

Pero esta no es lo único que detectó Funcicar. La entidad dio a conocer que tras analizar la diferencia entre los recursos que el Distrito le entrega a Edurbe para ejecutar las obras, y los que ésta termina pagando a un tercero cuando las subcontrata, se identificó que en 7 de los 17 convenios que se encuentran publicados en SECOP, el Distrito está perdiendo cerca de $3.000 millones.

"Lo anterior puede implicar dos situaciones, la primera, que el Distrito no esté cumpliendo los principios de planeación y economía, en tanto está contratando con Edurbe obras por mayor valor del que efectivamente cuestan en el mercado, y/o por otro lado, que esta empresa puede estar subcontratando obras de menor calidad", indicó.

Y agregó: "Las situaciones antes mencionadas ponen en evidencia que Edurbe carece de un modelo de contratación sostenible, toda vez que depende en gran medida de los recursos que contrata con el Distrito de Cartagena. Es por esto que instamos a la junta directiva, al gerente y al alcalde distrital, a reestructurar los modelos de sostenibilidad financiera de la empresa, en aras de fortalecer su autonomía institucional, generar utilidades a sus entidades territoriales socias y lograr que cumpla cabalmente su objeto social".