Cargando contenido

Cuarenta y ocho desmovilizados que viven en Atlántico consiguieron trabajo a través de una alianza manejada por la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR), junto con 35 empresas del sector privado, las cuales acogieron a estos exactores del conflicto.

Paola Zapata, coordinadora de la ACR, explicó que estos procesos de vinculación laboral son realizados luego de capacitaciones y de acompañamiento con este personal.

Dijo que han contado con la colaboración de numerosas empresas y destacó que estos "no son contratados por ser desmovilizados", sino por su buen desempeño laboral.

Pero Juliana Castillo, coordinadora de Fenalco para estos trabajos de reintegración, explica que todavía hay resistencia por parte de algunos empresarios por contratar a las personas que hacen parte de estos procesos de reintegración.

Sin embargo, destacó que en torno a estos estigmas están trabajando fuertemente.