Cargando contenido

Para mitigar riesgos de inundaciones y deslizamientos durante la primera temporada invernal de 2018, la Gobernación del Atlántico adjudicó obras por $3.922 millones que permitirán intervenir arroyos y puentes peatonales en seis municipios del departamento.


El gobernador Eduardo Verano De la Rosa explicó que este es el resultado del trabajo articulado que realizan todas las entidades que integran el Consejo Departamental de Gestión de Riesgo para mitigar y evitar las consecuencias negativas del período invernal.


“Con la adjudicación de estas obras queremos llevar tranquilidad a la población que durante la época de invierno se debe mantener alerta ante las posibles inundaciones y deslizamientos que provoca el desbordamiento de los arroyos, así como la socavación de algunas estructuras”, dijo el mandatario.


El subsecretario de Gestión de Riesgo de Desastres del Atlántico, Edinson Palma Jiménez, indicó que la fuente de financiación de esta inversión es el Fondo Departamental de Riesgos, que recibe el 0.75 % de los recursos propios de la Administración Departamental para libre destinación.


“En el Consejo Departamental de Riesgo hemos venido trabajando en todos los procesos relacionados con la mitigación y prevención, así como en el control de inundaciones, deslizamientos y colapso de algunas estructuras peatonales”, indicó el funcionario.


Los municipios que resultarán beneficiados con estas obras son: Repelón, Soledad, Usiacurí, Baranoa, el corregimiento de San José de Saco, en Juan de Acosta y el corregimiento de Hibácharo en Piojó.