Menor wayuu con desnutrición, fue rescatado por autoridades

Un menor de 4 años fue rescatado por la policía Nacional y el ICBF luego que sus padres entraran agresivamente a la Unidad de Cuidados Intensivos en el hospital San José de Maicao. El operativo se llevo acabo en la comunidad wayuu Samai, ubicado en la antigua vía a Uribia a 12 kilómetros de la cabecera municipal, para ello fue necesario la participación de las oficinas de asuntos indígenas para lograr la atención del menor por galenos, luego de intervenir respetando por los usos y costumbres del pueblo wayuu, el infante fue llevado nuevamente al centro asistencial donde recibe tratamiento necesario. " el menor de 4 años fue rescatado ante sus afectaciones de salud y llevado al hospital de Maicao, hacemos la invitación a la comunidad que tenga conocimiento de estos casos que les informen de manera oportuna para hacer los restablecimiento de los derechos de los niños y no tener hechos que lamentar", así como confirmó el Coronel Jose Wilmer García comandante de Policía Guajira. Ante los antecedentes mientras se recupera el menor de 4 años con afectaciones por alto grado de desnutrición y problemas cerebrales, se encontrará bajo la custodia del ICBF por la manera irregular y daños que el padre causó. El Secretario de gobierno departamental abre el debate por tema de desnutrición asegura que la corrupción parte del problema y sub registro [gallery ids="438181,438180,438179"] Francisco Robles Chavez, secretario de gobierno del departamento analizó la situación que se viene presentando en La Guajira, no esta de acuerdo con las acciones tomadas por algunos padres al sacar a los menores con problemas de salud de los centros asistenciales. Ve con preocupación la situación que se vive en el departamento en la lucha por la desnutrición "si bien La Guajira ha recibido ayuda por el Estado y donaciones, es una problemática que persiste en el departamento, una de las diferentes razones es la corrupción mucha de las cosas se pierden desde diferentes niveles desde los que recibe y distribuyen algunos contratistas no cumplen y no entregan la calidad nutritiva que debe a las familias y la escuelas, otra causa es la falta de reporte o registro de menores con síntomas de desnutrición por la distancia no registran evitando así la atención oportuna al menor". Se vienen adelantado diversos programas y acciones para trabajar de la mano del pueblo wayuu para evitar la muerte de menores por desnutrición, según las estadísticas en el 2016 murieron por desnutrición 92 menores y el 2017 han sido conocidos 45 infantes, gracias a las acciones de atención y prevención fueron salvados de las garras de la desnutrición mas de 300 menores en el hospital Nuestra Señora de los Remedios de Riohacha.