Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Bloqueo en Paraguachón por 'engaños y promesas incumplidas' del Estado


Habitantes de Paraguachón, La Guajira, bloquearon la vía hasta pasado el medio día, para pedir soluciones del Gobierno Nacional, pues aseguran que están desesperados por la crisis y los engaños.

La crisis fronteriza y lo que ellos llamas 'el engaño del Estado colombiano', con viviendas que no son dignas y promesas que no se cumplen, motivaron a los habitantes del corregimiento de Paraguachón, municipio de Maicao, a tomar las vías de hecho para pedir soluciones que no se queden en promesas; al menos así lo explicaron los representantes de esta manifestación.

"Ahora el presidente Maduro dice que la frontera puede estar cerrada de seis meses a un año. Nosotros no aguantamos todo ese tiempo; en la situación que estamos, la verdad es que no aguantamos ni 15 días más con la frontera cerrada" indicó Jorge López, comerciante del corregimiento y le pidieron al gobierno Santos que concrete todo a lo que se comprometió durante su última visita al lugar.

Pero la crisis binacional y el cierre del paso fronterizo no es el único problema que demanda una solución; tal como lo pudo evidenciar RCN La Radio en un informe especial, las 94 casas que entregó la Cancillería colombiana en esta población, tienen varios problemas.

"Estamos cansados de promesas y de mentiras. El gobierno nunca mira para este lado del país y ahora que lo hace es solo para prometer, sin entender realmente lo que sucede en esta población. Hace 5 años muchos resultaron damnificados por la ola invernal y en junio de este año el gobierno por fin entregó las viviendas a estos damnificados y son casas muy deficientes" aseguraron los manifestantes que se ubicaron en la vía principal del corregimiento.

"Estas casas no estaban listas para ser entregadas, el gobierno tenía años de estar con el tema de las casas y por una cosa u otra no las entregaban. Tanta demora y las entregaron en mal estado" afirmaron en referencia a la falta de servicios públicos; inundaciones, inseguridad y ausencia de escrituras; lo que también obligó la manifestación.

Sin embargo no todos los habitantes del corregimiento tienen la misma forma de pensar; los líderes reconocidos de la población, aseguran que están de acuerdo en esperar a que el Estado cumpla con lo que se comprometió y llaman a que los manifestantes recuperen la calma.

Después de varias horas de dialogo, entre los mismos lideres de la población, la manifestación se dispersó. Por ahora los paraguachoneros esperan soluciones, pero soluciones 'inmediatas y reales'. No quieren esperan 6 meses para que la frontera funcione, ni 5 años para que les entreguen lo que ellos mismos denominaron "casas inútiles".