Una vez más los habitantes del corregimiento de Tasajera, jurisdicción de Puebloviejo, Magdalena, decidieron interrumpir el flujo de vehículos en la vía Troncal del Caribe entre Ciénaga y Barranquilla debido al corte de energía que se presentó en la población desde las 3 de la tarde del viernes. Ante el sorpresivo apagón, los pobladores de Tasajera salieron a las calles a protestar, bloqueando la carretera con cuerdas, barricadas y llantas para exigir la inmediata instalación del servicio, lo que originó un trancón vehicular de varios kilómetros, en los dos sentidos de la vía. Una cuadrilla de la empresa Electricaribe, acompañada de miembros de la Policía del Magdalena adscritos a la estación de Puebloviejo llegó hasta el sector para superar el percance, labor que tomó más de cuatro horas. Tan pronto se solucionó el impase técnico, se retomó la circulación de auomóviles.  En la terminal de Santa Marta, largas filas de pasajeros con destino a Barranquilla y Cartagena tuvieron que soportar la larga espera, hasta las 7 de la noche, para poder ingresar a los buses. No se presentaron disturbios, ni enfrentamientos entre pobladores y fuerza pública como en anteriores ocasiones.