Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Seis días es el plazo para que exista voluntad de pago, de lo contrario se cierran las urgencias para covid 19
Estefany Rodríguez Flórez

Las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud, IPS, del Cesar a través de un comunicado hicieron un llamado de urgencia  al Gobierno Nacional para que vigile y ordene los pagos que las EPS y las aseguradoras  tienen  pendientes con la red privada de atención en el departamento.

"Hasta el 12 de mayo es el plazo límite, de lo contrario no se atenderán pacientes infectados por coronavirus o con síntomas respiratorios, en las clínicas del Cesar", dijo Álvaro Portilla, gerente de la clínica Erasmo en Valledupar.

Lea también: Colombia adquiere 2.817 respiradores para pacientes con COVID-19

“Nosotros venimos suplicando que haya equilibrio en el sistema, los recursos los acaparan las EPS, hace mas de 5 años tenemos cuentas pendientes y como las cosas no se solucionan pues no vamos atender pacientes, si no garantizamos la salud de nuestro personal y como la protesta es la salida, pues les decimos que se nos están acabando los insumos, ya no podemos comprar elementos de protección", añadió Portilla.

Según las entidades prestadoras de salud, antes del inicio de la pandemia, las EPS venían pagando con cierta regularidad, pero una vez inició la emergencia sanitaria las facturas están represadas y los recursos propios se agotaron para equipar las aéreas y poder atender pacientes con coronavirus.

Cabe destacar que son más de 700.000 millones de pesos los que adeudan las EPS, con las clínicas de Valledupar, a esa cifra hay que sumarle el saldo, también millonario a los prestadores de atención ambulatoria, como consultorios  odontológicos, servicio de fisioterapia, laboratorios clínicos, entre otros.

Le puede interesar: Abril del 2020, uno de los meses más cálidos jamás registrados 

Los representantes de la IPS esperan un dialogo con las autoridades en salud  que permita detener la decisión de cerrar sus puertas para pacientes con COVID-19, lo cual provocaría un colapso en las urgencias de la red pública, que carece de capacidad operativa ante un aumento de casos de la enfermedad.

 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.