Miembros de la Defensa  Civil se trasladaron al corregimiento  Santa Clara, con el fin de ayudar a las familias que resultaron damnificadas por el desbordamiento de una quebrada a causa de los últimos aguaceros en la zona rural. Según lo explicado por Miguel Narváez, presidente de la Junta de Acción Comunal,  la fuerte creciente averió las casas y arrasó con objetos de valor dentro de los inmuebles , aves de  corrales  y animales De igual forma,  ayer más de 30 familias resultaron damnificadas  en Santa Fe Ralito, municipio de Tierralta  por cuenta del desbordamiento de un arroyo.