Las víctimas inhalaron monóxido de carbono en horas de la noche del pasado viernes.


Como Ómar Arévalo y  Saidi Sáenz Pérez fueron identificadas las personas que fallecieron tras inhalar monóxido de carbono, producido por una planta eléctrica dentro de una vivienda en el balneario turístico de Berrugas, municipio de San Onofre.

También resultaron afectadas cuatro personas de la misma familia quienes reciben atención médica en el hospital de Sincelejo.

Se trata de las hermanas Eliana, Saray y  Kelly Johana Banques Arévalo y María José Sáenz Pérez, esta última hermana de una de las personas que fallecieron.

El suceso ocurrió en horas de la noche y solo hasta en la mañana del sábado los vecinos de las víctimas se percataron del hecho, al ver que no salían de sus habitaciones.

Las autoridades de salud de este municipio iniciaron una investigación para esclarecer los hechos.