Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Feligrés ayuno Sabanalarga
RCN Radio Barranquilla

Ni el Covid-19 se regó tanto como la información que corre entre las calles de una pequeña población de Sabanalarga (Atlántico). Los cerca de tres mil habitantes de Isabel López vienen escuchando desde hace algunas semanas que Cristo llegará este 28 de enero y resucitará entre los muertos, así se los hace saber una comunidad religiosa que se congrega en una humilde vivienda del corregimiento en un ayuno prolongado desde hace cinco semanas.

Esto ha desatado una polémica entre los creyentes y los habitantes, estos últimos aseguran que se ha generado pánico en la población ante un posible suicidio colectivo.

Le puede interesar: Ajustan en 100 pesos los pasajes de buses urbanos y del sistema Transmetro

Sin embargo, los fieles de la Iglesia Cristiana Berea, se basan en las sagradas escrituras sobre la segunda llegada de Jesucristo. En el interior de la vivienda que es utilizada como aposento tienen una cartelera con un conteo regresivo: "Faltan 3 días para que la Iglesia Santa entre a la ciudad celestial, la nueva Jerusalén".

Uno de los líderes de la iglesia evangélica asegura que "Cristo resucitará primero y luego los otros. Las personas que hemos creído en Cristo somos los que vamos a ser levantados. Estamos esperando la resurrección entre los muertos, como dice la escritura, da por certeza que nosotros vamos ciertamente a ser arrebatados, y esto será en 3 días". 

Sin embargo, existe el temor entre la comunidad de Isabel López porque creen que se pueda presentar un suicidio colectivo. Además aseguran que ellos se comunican con un hermano religioso que murió hace algunos meses en medio de estos ayunos prolongados.

"Son como 30 personas entre ellas 7 niños, las que se reúnen en ayunos todo el día. Hace algunos meses uno de ellos murió, y dicen que se contactaron con él sobre la llegada de Jesucristo. Nosotros respetamos la libertad de culto pero tenemos temor de que haya un suicidio colectivo, además cuando hablan en idiomas generan molestias por los ruidos", indicó la vecina. 

La iglesia Cristiana Berea entregó varios folletos donde manifestaban la pronta llegada de Jesucristo por los acontecimientos que se han presentado en el mundo. 

"Dios ha escrito en la Biblia señales del fin del mundo que estamos viviendo en este tiempo como principio de dolores, y éstas son una advertencia de lo que vendrá, el juicio de Dios sobre esta tierra que son 7 años de tribulación, de destrucción, cuando habrá desastres naturales, guerras, hambrunas, enfermedades, grandes terremotos", dice el folleto. 

El personero de Sabanalarga, Luis Fernando Moreno Llinás, atendió la denuncia de los vecinos de Isabel López. 

"Estamos atendiendo un clamor de la población sobre una comunidad religiosa que en algún momento estableció un conteo regresivo de que algo iba a suceder y que la promesa era que se iban a encontrar con sus hermanos fallecidos, eso encendió las alarmas de un supuesto suicidio colectivo. Se le hizo una valoración sicológica de los niños y se encuentran bien, ellos no están haciendo ese ayuno", explicó el personero.

 El funcionario aseguró que los feligreses dijeron que "el suicidio es un pecado y va en contra de su religión. Eso nos tranquiliza un poco pero estaremos haciendo constante vigilancia". 

Sobre este tema, el Cuerpo Pastoral de la ciudad de Barranquilla y el departamento del Atlántico emitió un comunicado a la opinión pública. 

Lea también: Undeco expresa preocupación ante ola de inseguridad en Barranquilla

"Se ha dado a conocer a través de las redes sociales una posición personal de unos pastores de una denominación religiosa sobre la venida del señor Jesucristo, colocando el acontecimiento en el mes de enero como fecha límite el 28 de enero de 2021, donde aseguran que la venida del Señor se dará. Esta posición puede generar consecuencias en las personas que la acepten, de carácter emocional, espiritual y familiar, creando en ellos falsas y peligrosas expectativas, cómo prepararse para no estar más en esta tierra alterando así las relaciones con los que están alrededor", explica el Cuerpo Pastoral. 

En el comunicado citan el evangelio de Mateo 24:36 donde Jesús dice: "pero el día ni la hora nadie sabe ni aún los Ángeles de los cielos sino sólo mi padre". 

En el pueblo solo esperan el 28 de enero para saber qué pasará con la supuesta resurrección de Jesucristo. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.